noticiastectv

El día a día de la Ciencia

Inaugurarán el observatorio más poderoso del mundo

Deja un comentario

Buscará los orígenes de la vida y del Universo. Se hizo en 10 años y costó más de 600 millones de dólares.

Un revolucionario observatorio astronómico, que permitirá revelar secretos del Cosmos y podría abrir los ojos de la ciencia al origen del Universo y de la vida, fue inaugurado esta semana en el desierto de Atacama, al norte de Chile.

Se trata de un gran conjunto de radiotelescopios que actúa como un gigantesco telescopio. Su construcción demandó 10 años de trabajo y es el más ambicioso proyecto astronómico del mundo. Está emplazado en el Llano de Chajnantor, a más de 5.000 metros de altura, en pleno desierto de Atacama, el más árido del mundo y con una atmósfera similar a la de Marte.

Se lo conoce como ALMA (Atacama Large Millimeter/submillimeter Array o Gran Conjunto milimétrico/submilimétrico de Atacama) y en su desarrollo participaron instituciones de Estados Unidos, Japón y Europa, que invirtieron más de 600 millones de dólares.

Observará la luz invisible al ojo humano, en longitudes de onda milimétricas y submilimétricas unas 1.000 veces más largas que las ondas de luz visible, lo que le permite atravesar densas nubes de polvo cósmico y llegar a la parte más lejana (antigua) y fría del Universo. Con 66 antenas que pueden actuar al unísono, ALMA puede operar como un solo telescopio o antena de 16 km de diámetro.

ALMA será una revolución. Nos permitirá ver con más profundidad y de forma más nítida y eso transformará completamente nuestra visión de parte del Universo“, explicó Massimo Tarengui, representante del Observatorio Europeo Austral (ESO), que integra el proyecto. “Encontraremos tantas cosas desconocidas que habrá una revolución total“, aseguró.

Tras el Big Bang, la gran explosión que se cree dio origen al Universo, la luz que emergió se fue desvaneciendo o apagando. En esos primeros instantes había sólo gases, principalmente hidrógeno, un poco de helio, trazos de litio y berilio, de los cuales luego se formarían las primeras estrellas y a partir de ellas, los planetas.

A diferencia de los telescopios ópticos o los infrarrojos, ALMA puede captar el débil brillo y gas presentes en la formación de esas primeras estrellas, galaxias (conjunto de estrellas) y planetas, ubicados en la zona más oscura, distante y fría (entre -200 a -260 grados Celsius) del Universo.

Esa capacidad le permitirá aportar conocimiento sobre algo sobre lo cual aún no hay certeza: cómo se forman las galaxias como la Vía Láctea, que alberga el Sistema Solar donde está la Tierra.

Fuente: Clarín / Miércoles 13 de Marzo de 2013

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s